-->

Escribe y presiona enter

Murió Pepe Tapia, el hombre que hacía reír como un novio sin suerte

On
Murió Pepe Tapia, el hombre que hacía reír como un novio sin suerte
La imagen del pasado evoca a un sujeto vestido de frac, con sombrero y un ramito de flores en su mano. Se hacía llamar Ruperto, aseguraba que justo en ese momento se iba a casar, pero cada vez que lo decía pasaba lo mismo: su novia no llegaba, lo dejaba plantado. Al instante él se resignaba, y siempre terminaba sacando risas. Detrás del personaje humorístico, clásico de los gags ochenteros pertenecientes a "Sábados gigantes", estaba José Pepe Tapia, chistólogo inolvidable.

La mañana de este miércoles, tras vivir 14 años con Alzheimer, el artista santiaguino falleció en la Clínica San Carlos de Apoquindo. Ahí permanecía internado desde hace dos semanas. Tenía 78 años, cumplidos el 3 de abril.

"El 11 de mayo pasado nos informaron que mi papá dio positivo por coronavirus, lo internamos en la clínica y desde el martes 19 se fue desgastando, desgastando. Murió de una neumonía severa", establece Clara Tapia, hija del comediante. "Pensábamos que su despedida iba a ser distinta, con aplausos, con muchas personas, pero estamos en este contexto y hay que aceptar la realidad", se conforma ella.

Colocolino hasta las venas, Tapia, hijo único y ex estudiante del Colegio Hispano Americano, reconocía que desde los 15 años supo que su destino era hacer reír. Fue primero payaso, estuvo en el circo y de hecho, participó en el programa 'Teleminimundo", donde apareció como el Tony Bombín.

"Eso fue a finales de los 60, principios de los 70. Yo lo conocí cuando era productor de TV y era una persona muy llana, muy afable y talentosa. Tuvo gran éxito, su estilo de humor era al estilo de Jerry Lewis, era su fan, aunque después con Ruperto tuvo estilo más particular", suma Fernando Alarcón, uno de los cerebros del "Jappening con ja", donde también compartió roles con Tapia.

Además de sus participaciones televisivas en programas de TV como "Dingolondango", "Una vez más", "Mediomundo", "Éxito" y el ya mencionado "Sábados gigantes", Tapia se subió al Festival de Viña 1986. Ahí ganó Antorcha de Plata haciendo precisamente de Ruperto, el novio que nunca se pudo casar.

Ricardo Meruane, humorista y amigo de don Pepe, contextualiza: "Yo lo admiraba. Pepe Tapia era un fijo en todos los estelares de T u Tuvo otros personajes como el Huaso Rosalindo o Parrita, pero lejos el más conocido fue Ruperto. Explotaba mucho sus gestos del rostro, ponía caras raras y en shows en vivo festinaba con su look. Afirmaba que la gente decía que en la tele se veía feo y que en vivo las mismas personas le decían que así nomás era".

-¿Cómo lo va a recordar, Ricardo?
-Como un buen papá, como un hombre de familia, algo tímido cuando no estaba en confianza. Era de compartir, muy social, bueno para comer. Muy amigo de sus amigos.

"Él era un gozador, amante de la comida, tú le preguntabas a Pepe dónde se comía el mejor costillar, el mejor arrollado de huaso de Santiago o las mejores prietas, y él tenía picadas espectaculares, se las sabía todas", agrega Juan Carlos Meléndez, comediante y cercano a Tapia. "Su humor era sano, nunca grosero, lo recuerdo como un grande y como una persona gozadora. Sus asados con Guillermo Bruce, Eduardo Thompson y Gilberto Cruz eran para matarse de la risa, es que era muy buen gallo".

El humorista Dino Gordillo desclasifica una historia: "Cuando yo llegué de Concepción a Santiago para ser alguien, llamé a todos los humoristas y el único que me contestó fue Pepe Tapia. Me fue a buscar a Estación Central y me invitó a comer una cazuela exquisita. Después me ayudó a salir en el programa Éxito . Así era él, sencillo, cero interesado".

"Pepe Tapia era tímido, algo reservado a veces, pero tenía este chip del artista, que lo hacía transformarse en el escenario", suma Daniel Vilches, comediante y colega. "Trabajábamos en muchos shows juntos, y yo por 20 años quise llevármelo a la carpa que ponía durante el verano en Viña del Mar, y él nunca pudo. Tenía mucha pega, eso grafica que siempre le fue bien. Tenía un gran talento, se fue un grande", cierra.

Click para comentar