Escribe y presiona enter

Carlos Larraín desde Tierra del Fuego sin mascarilla

On
Carlos Larraín desde Tierra del Fuego sin mascarilla
En los aproximadamente 30 mil kilómetros cuadrados de la provincia de Tierra del Fuego viven unas 7 mil personas. En tiempos de coronavirus la distancia social en dicho territorio no requiere esfuerzos. Entre esos habitantes, está el ex senador RN Carlos Larraín que pasa estos días sin la necesidad de una mascarilla.

Vive en la comuna de Timaukén, una localidad de 405 habitantes que aún no han experimentado la cuarentena para evitar el Coronavirus, porque hasta ahora no se registran casos en el lugar. De haberlos, no tendrían donde comprar mascarillas, cuenta Larraín.

De hecho, según los comentarios que le han llegado al ex senador, el primer almacén que tendrá la comuna estará en funcionamiento el próximo año.

En su campo tienen 20 mil ovejas madres hasta ahora y estas semanas le ha tocado trabajar en el acarreo de estos animales desde la veranada (zonas del campo donde pasan el verano). "Hay que sacarlas de la zonas del bosque para protegerlas del frío" (en esta época en la zona ya hay experimenta varios grados bajo cero). Yo he estado ayudando en algunos rodeos, porque mientras más gente participe menos ovejas se quedan atrás", dice Larraín, quien pasa aproximadamente siete meses en el campo y el resto del tiempo en Santiago.

"Lo digo con un poco de vergüenza, pero acá la vida sigue con normalidad", comenta el político de 77 años.

"Yo justo estoy en el tramo más susceptible para esto del Covid-19, así que uno tiene temor, pero en la vida diaria es muy difícil vivir con temor. Acá en la comuna hay servicio de buses y viene gente de afuera, pero si estuviéramos siempre de guardia no podríamos continuar con la vida", dice el senador RN.

Larraín asegura que para la región, los efectos económicos de la pandemia también han pegado fuerte. "Lo mas difícil ha sido que la producción de lana del año pasado no ha podido venderse. Está todo paralizado. Es muy grave porque eso le da de comer a la población de Tierra del Fuego", asegura el ex senador, que a pesar de reconocer que está alejado en cuerpo y opiniones de la primera línea política de su partido, no descarta una candidatura.

-Desde tan lejos, ¿qué tipo de relación mantiene con su partido?
-Desde hace seis meses que no tengo ninguna relación con el partido y con Mario Desbordes. Él quiere aprobar la derogación de la Constitución lo que a mí me parece muy mal. Tomó mal las críticas que hice y dijo cosas bien desagradables de mi persona, pero no he pensado en renunciar, porque creo que igual puedo influir en discusiones internas y aportar.

-Usted mencionó en una oportunidad que quería ser candidato a alcalde de Las Condes.
-Eso todavía está latente. Es una posibilidad, pero tengo oposición familiar.

-¿Qué opina del pronunciamiento de la Contraloría por la participación de alcaldes en la televisión?
-Yo fui a alcalde y no puedo comprender como un alcalde puede estar en la televisión y la radio una vez al día. Es físicamente imposible hacerlo sin sacrificar tu función de alcalde.

-¿Qué le pareció el plan piloto de apertura del mall Apumanque en medio de la crisis por la pandemia?
- Hay que moverse entre cómo reactivar la economía y cuidar la salud, entonces por ese lado no critico a Lavín. Sí lo critico por el hecho de que la comuna de Las Condes no atiende los problemas de fondo. Las Condes no tiene un programa de soterramiento de cables aún, por ejemplo. El espacio privado se ha visto tan reducido que el espacio público, por lo tanto, cobra mucha más importancia. Yo hice 10 kilómetros de soterramiento de cables cuando fui alcalde, para recuperar la vista de la cordillera. Eso es lo que me gustaría hacer a mí. Tenemos derecho a salir a la calle y tener una vista bonita.

-Bueno y entonces ¿cuándo se decidirá a ser candidato?
-De aquí a fin de año me decido.

Click para comentar