-->

Escribe y presiona enter

Detalles de la cuarentena obligatoria en 7 comunas de Santiago

On
Doscientos veinte nuevos casos confirmados de coronavirus en el país fueron los que informó en la mañana de ayer el ministro Jaime Mañalich (Salud), en el reporte diario que formula desde La Moneda. Se trató del número más alto de contagiados que se registró en un día desde el inicio de la crisis sanitaria por el covid-19.

En ese cuadro —en el cual se contabilizaron 1.142 contagiados confirmados en el país, sumándose además un tercer fallecido—, el mensaje del secretario de Estado estuvo acompañado de una frase que pronunció al final de su intervención, antes de las consultas de la prensa. “El lugar de mayor riesgo de contagio para otros está concentrado hoy en el sector oriente de la Región Metropolitana”, explicó, anunciando que La Moneda estaba “evaluando medidas adicionales para controlar aquello, que podrían ser anunciadas hoy”, las que —según había indicado él mismo en días anteriores— podían abarcar cuatro comunas del sector oriente de la capital: Las Condes, Vitacura, Lo Barnechea y Providencia.

De esa forma, entrada la mañana ya se develaba que el Gobierno iba a iniciar la implementación de “cuarentenas progresivas” en el país, concepto que acuñaron el viernes pasado, luego de la presión de alcaldes, parlamentarios y el Colegio Médico para que se decretara cuarentena total en la zona metropolitana e incluso a nivel nacional, frente a lo cual el Ejecutivo había defendido su visión de ir tomando medidas paulatinas, para que los contagios se den de forma gradual, de manera que no colapse la red hospitalaria.

Así, cerca de las 15 horas llegaron hasta La Moneda los ministros Mañalich y Alberto Espina (Defensa), junto al jefe de zona de la Región Metropolitana, el general Carlos Ricotti, para reunirse con el Presidente Sebastián Piñera, con el fin de adoptar la definición final respecto de los alcances de la medida, luego de que los ministros —además del titular del Interior, Gonzalo Blumel— presentaran al mandatario distintas alternativas para las restricciones en la capital, además de revisarse algunas proyecciones del avance del virus en el Gran Santiago.

Tras más de dos horas, y en medio de reuniones de Interior con los ediles, finalmente pasadas las 17 horas, Mañalich anunció una cuarentena total en siete comunas: las cuatro del sector oriente que había mencionado en los días anteriores —medida que se evaluaba desde el fin de semana en La Moneda, una vez dictado el estado de catástrofe—, además de Santiago, Independencia y Ñuñoa, en la zona centro de la capital. “Esto quiere decir que las personas deberán guardarse en su domicilio. Para decirlo claro, un millón 341 mil personas”, explicó, agregando que “ha llegado el momento de instruir aislamiento colectivo a toda una población, donde se concentra el mayor número de casos (...). Desde estas comunas, las personas que se movilizan hacia otras pueden ampliar la infección”.

La cuarentena, según enfatizó el ministro, regirá por siete días —renovables— y se iniciará hoy a las 22 horas, mismo momento en que comienza el toque de queda. Además, el Gobierno decretó que se dispongan aduanas sanitarias en “los principales puntos de acceso y egreso de la ciudad de Santiago”, según indicó Mañalich; aunque más tarde la subsecretaria de Prevención del Delito, Katherine Martorell, afirmó que los controles se situarán en el ingreso a la región.

De esta forma, el Ejecutivo concretó la implementación de cuarentenas —medida más restrictiva que los cordones sanitarios—, diseño que venían preparando en los ministerios desde los últimos días. En ese trabajo previo, La Moneda había contemplado también la opción de decretar cuarentenas solo en algunos cuadrantes de esas cuatro comunas del sector oriente, aunque finalmente se optó por extender la medida a las localidades completas, pues los barrios que requerían la restricción constituían cerca del 80% de la superficie de esas comunas, según explicaron en el Ejecutivo.

Respecto de la inclusión de Independencia, Ñuñoa y Santiago, en La Moneda explicaron que esta obedeció a criterios sanitarios, los que —según indican autoridades de Gobierno— apuntaron a anticiparse de forma preventiva al avance del virus desde las otras cuatro localidades, contiguas a estas tres.

Implementación

En las aduanas sanitarias que se instalarán, las personas que ingresen a la capital serán controladas para detectar posibles síntomas del covid-19, además de corroborarse que no tengan ya instruida una cuarentena por ser casos sospechosos o confirmados.

La restricción de circulación en las siete comunas permitirá a las personas, de todas formas, salir de sus hogares en casos puntuales, como realizar compras en supermercados o farmacias, para lo cual deberán obtener un permiso ante Carabineros (ver dato clave). Asimismo, podrán circular durante el día personas cuya actividad laboral esté vinculada a “las empresas que prestan servicios esenciales, como funcionarios públicos, suministros, emergencias, Salud”, según explicó Martorell; áreas que fueron detalladas en un instructivo del Gobierno (ver recuadro), en el que también se indicó que seguirán funcionando entidades y empresas ligadas al abastecimiento de alimentos y servicios básicos. Respecto del Metro, Martorell aclaró que estarán abiertas las estaciones de esas siete comunas, con controles sanitarios en su ingreso.

Reacción de alcaldes y la oposición

Una vez decretada la medida, los ediles de las comunas involucradas respaldaron la decisión del Ejecutivo. Evelyn Matthei, alcaldesa de Providencia, expresó que es “correcta” y que el municipio dispondrá de personal para “ayudar a fiscalizar. Estamos a la orden de las autoridades superiores”. Gonzalo Durán (Independencia) agregó que esta decisión “va en la dirección de lo que habíamos planteado”, mientras que Joaquín Lavín (Las Condes) manifestó que era “algo que habíamos solicitado”, recordando que “justo habíamos llamado a una cuarentena preventiva y dicho que si el Gobierno consideraba necesario en la zona oriente adoptar medidas más drásticas, lo íbamos a apoyar”.

En los partidos de oposición, en tanto, solicitaron —a través de un comunicado firmado por el Frente Amplio (FA) y colectividades de la ex Nueva Mayoría— “extremar las medidas” para frenar el contagio del virus, abogando por medidas de aislamiento social en todo el país y cuarentenas totales para la Región Metropolitana y Ñuble. También pidieron “garantizar el derecho a la cuarentena de todos los trabajadores” y la suspensión del cobro de agua, luz, gas y demás servicios básicos hasta el término de la crisis sanitaria.

“Se debe actuar con celeridad para evitar llegar tarde”, indicó el líder PS, Álvaro Elizalde; mientras que el senador PPD Guido Girardi añadió: “Estas medidas van en el sentido correcto de aplanar la curva. A lo mejor vamos a tener que encuarentenar toda la región, pero es adecuado empezar por estas comunas”. Desde el FA, el diputado Miguel Crispi planteó que la medida “llega tarde, pero es buena noticia la decisión del Gobierno”.

Personal de emergencia, conserjes y repartidores podrán transitar
El instructivo para permisos de desplazamiento emitido por el Gobierno incluye un protocolo que detalla qué rubros públicos y privados podrán seguir funcionando durante los siete días —prorrogables— de cuarentena total.

Profesionales de la salud, laboratorios y farmacias, así como veterinarios y bomberos, contarán con aprobación para movilizarse.

En cuanto a servicios de utilidad pública, el personal que trabaja en aeropuertos o quienes estén a cargo del suministro de energía, de agua potable, de gas y de combustible, así como de autopistas y telecomunicaciones, también contarán con la autorización. Lo mismo rige para las cuadrillas de respuesta de emergencia de esos servicios.

En cuanto al reparto a domicilio, el instructivo autoriza la circulación de “prestadores de servicios en empresas de correos, sean estas públicas o privadas, y de delivery, los que estarán sujetos a las reglas sanitarias especiales que determine la Autoridad Sanitaria para el cumplimiento de sus funciones”.

Del mismo modo, cuentan con permiso empleados de bancos e instituciones financieras, isapres, funerarias y empresas recolectoras de basura, así como los funcionarios, servidores públicos y diplomáticos y prestadores de servicios de empresas de correo.

En el rubro alimentario y de comercio esencial, la autorización se extiende a trabajadores de supermercados, panaderías, mercados, centros de abasto, distribución y producción de alimentos y comercios de bienes esenciales para el hogar. En el caso de almacenes de barrio, ferreterías y locales de expendio de alimentos, podrán abrir solo si son atendidos por sus propios dueños.

El personal de empresas de agroalimentos, silvícolas y agrícolas, quienes realizan labores de pesca y de producción de alimentos para animales, así como los productores de celulosa, papel, cartón y derivados, también contarán con autorización.

En el transporte, el permiso está disponible para quienes trabajan en el transporte público o transporten bienes indispensables, siempre y cuando cuenten con una guía de despacho que será el permiso sanitario para el transportista. El documento deberá contar con su nombre, RUT, patente, fecha y destino del despacho, rango horario para realizarlo y un detalle de los productos que son objeto de despacho.

Los conserjes y funcionarios de seguridad de edificios, condominios y otro tipo de propiedades también podrán desplazarse, al igual que empleados de empresas de seguridad.

En cuanto a los trabajadores de la prensa, periodistas y funcionarios de medios de comunicación, también podrán movilizarse, tal como docentes y asistentes de educación que estén cumpliendo turnos éticos.

Por último, de acuerdo con el instructivo, se pueden extender autorizaciones a trabajadores que presten servicios en hoteles en los que se mantengan huéspedes, y a personas cuya interrupción de actividades genere una alteración para el normal funcionamiento del país.

PROTOCOLO: Los permisos deben solicitarse en la plataforma Comisaría Virtual de Carabineros.

Detalles de la cuarentena Así funcionará la medida que comienza a regir esta noche

Después de que el ministro de Salud, Jaime Mañalich, anunciara el establecimiento de una cuarentena obligatoria en siete comunas de la RM, la subsecretaria de Prevención del Delito, Katherine Martorell, detalló cómo operará. Anoche, en tanto, se publicó el instructivo con el que regirá la medida.

Trabajos. Las labores relacionadas con los servicios esenciales serán las únicas que se mantendrán. Las empresas que presten estos servicios, como las farmacias, deberán gestionar las autorizaciones correspondientes (ver nota relacionada).

Permisos. Se podrán solicitar para ir a una cita médica (24 horas de duración); comprar insumos básicos (4 horas); pagar servicios básicos, cobrar pensiones y realizar gestiones bancarias (4 horas); retornar a la residencia desde fuera del cordón sanitario (4 horas); retirar alimentos de organismos públicos como Junaeb (6 horas), y otros casos. La autorización se pide en www.comisariavirtual.cl con la clave única o en un cuartel de Carabineros.

Transporte público. Seguirá funcionando. Por ejemplo, el metro estará abierto en todas las comunas y en cada estación habrá controles permanentes de cumplimiento de la cuarentena. Para ingresar o salir de las zonas afectadas por la medida, se deberá mostrar el permiso. En caso de estar en tránsito hacia otra comuna, incluso en vehículo particular, la autoridad dijo que no debería haber inconvenientes.

Supermercados y farmacias. Seguirán operativos. Quienes deban ir a comprar, tendrán que solicitar el permiso como lo establece el protocolo. Por lo mismo, Martorell y los alcaldes hicieron un llamado a no concurrir de manera masiva, ya que la gente sí podrá abastecerse durante la cuarentena.

Mascotas. Se podrán sacar a pasear, por media hora, y no más allá de dos cuadras de la residencia.

Fiscalización y multas. La vigilancia del cumplimiento estará a cargo de las Fuerzas Armadas y de Orden, las que deberán también fiscalizar la validez de los permisos. Las sanciones podrían ser, incluso, medidas privativas de libertad.

Cortes declaran inadmisibles ocho recursos que exigían confinamiento por covid-19
En decisiones unánimes, por exceder los alcances del recurso de protección, la Corte de Santiago declaró ayer inadmisibles seis acciones constitucionales presentadas contra el Presidente de la República, Sebastián Piñera; el ministro de Salud, Jaime Mañalich, y el jefe de la Defensa Nacional, general Carlos Ricotti Velásquez, por no establecer el confinamiento total de los habitantes de la Región Metropolitana ante el covid-19.

Ello por estimar que estos recursos “excede(n) al ámbito de aplicación y las materias que deben ser conocidas mediante el presente arbitrio constitucional” y porque “si bien la autoridad respectiva ha decretado Estado de Excepción Constitucional atendida la actual situación de emergencia sanitaria, y de conformidad con lo dispuesto en (...) la Carta Fundamental, recae en el Presidente de la República adoptar medidas restrictivas a los derechos y garantías que en dichas normas se enuncian, decisión político-administrativa que no puede ser impuesta mediante la presente acción constitucional”.

Lo mismo resolvió el tribunal de alzada de Rancagua y, en la víspera, el de Valparaíso.

Solo la Corte de La Serena resolvió en contrario y admitió a tramitación dos recursos de protección presentados por un particular, quien solicita que se declare cuarentena en la región por un plazo no inferior a 14 días, y por la Municipalidad de Combarbalá, que pide la adopción de idéntica medida en dicha comuna.

Click para comentar