Escribe y presiona enter

On
Las frases que dejaron a Roger Federer muerto de la risa en su debut en Chile
El oído suizo de Roger Federer, se sabe, es una especie de Google Translate y es capaz de identificar con claridad inglés, francés y alemán, su idioma natal. Pero anoche en la exhibición que jugó con Alexander Zverev, en su primera visita en Chile, el mejor tenista de la historia se enfrentó a un reto de alta exigencia: descifrar lo que le gritaron desde la tribuna del Movistar Arena, cuyas expresiones incluyeron conceptos tan edificantes como "cazuela", "pololo" y "asaíto".

En un entretenido partido que se jugó más en serio que un montón de eventos de este tipo, el suizo disfrutó la experiencia y exudó relajo y buena onda en la cancha que se instaló en el Movistar Arena. La gente, que ya venía encendida, se integró a esa dinámica desde el inicio del partido cuando comenzaron los gritos que cortaron e hielo: "Renuncia, Piñera" y el típico cantito futbolero "¡Olé, olé, olé, olé, Roger, Roger!"

Federer se mató de la risa y se llevó su dedo a la oreja, como explicando que no entendía nada, pero que al menos tenía ganas de saber de lo que se trataba. "Roger, cásate conmigo", le dijeron, a lo que el suizo atinó a decir "¿What?".

En el 2-2 de primer set y cuando Federer desplegaba su impresionante versatilidad con el revés (con slice a lo Checho Cortés), se oyó una voz femenina. "Roger, querís ser mi pololo", y el suizo se rió. "l love you para que me entendái", agregó otra masculina. Federer ya se reía de puro extrañado.

Zverev también se involucraba en el juego y aleonaba a la gente levantando los brazos. "Sascha, te faltan cazuelas", le gritaron, y él miró con cara de extrañado.

La dinámica entre público y jugadores escaló un peldaño más arriba cuando los alaridos comenzaron a sonar entre punto y punto. "Roger, págame el CAE", "Roger, dame mellizos", "Roger, me falta uno pa un doble el domingo", "Roger, no pienso volver con mi ex", "Ya pos Roger termina rápido que me voy en metro para la casa". Y Federer puso la misma cara de "¿What?", pero acto seguido soltó su primera palabra en español que logró una gran conexión: "Vamos".

El primer set lo ganó el suizo dejando varios golpes para compilado de YouTube, y en e segundo el alemán se impuso luego de afinar su derecho y lanzar varios bombazos que sorprendieron al público y que se manifestó con un "no tan fuerte Sascha". También tuvo su momento de relajo cuando se puso a chistosear con e umpire por una pelota dudosa.

En el tercer set, las tallas se intensificaron y Federer bromeó con una especie de bailecito al compás del aplauso general. "Métele más efecto", nuevamente se oyó de un señor con alma de profe de tenis. Y en el 5/4, cuando el suizo ya tenía cocinado el partido, nuevas expresiones que causaron carcajadas: el clásico silbido de cueca ("tantán, tantán, tantán") que Federer intentó seguir y otra más desconcertante: "Roger, un asaíto".

Federer se reía solo pero así y todo sacó, ganó por 6/3, 4/6 y 6-/4. y el partido se acabo. "Es lindo haber jugado aquí finalmente. Nunca había tenido la oportunidad de jugar tan lejos. Llevo 22 años en el tour, había estado en muchos lugares y nunca había tenido la ocasión de estar en Chile", dijo diplomático, luego de haber pasado una noche entera escuchando frases extrañas para él.

Click para comentar