-->

Escribe y presiona enter

Fotógrafo chileno cuenta la historia detrás de sus fotos en Wuhan

On
Fotógrafo chileno cuenta la historia detrás de sus fotos en Wuhan

La carrera del fotógrafo chileno Héctor Retamal, elegido por el diario británico "The Guardian" como el mejor fotógrafo de agencias de noticias del año 2020 por su trabajo en Wuhan, China, durante el origen de la pandemia, está frecuentemente ligada a las catástrofes.

Su primer trabajo con France Presse (AFP) fue la cobertura del rescate de los 33 mineros en 2010, por lo que estuvo viviendo tres meses en el desierto. En noviembre de ese año migró a Haití para reportear una emergencia sanitaria por la epidemia de cólera, que en ese momento había cobrado cerca de mil vidas en ese país.

Por esos días ya había decididodo pasar sus próximos años recolectando historias en diferentes países. Luego pasó por Nicaragua, Costa Rica; viajó a Estados Unidos (Nueva York, Miami y Puerto Rico). "Cubrí terremotos, crisis sanitarias y hasta el paso del huracán María en 2017", comenta Retamal, quien estudió en el Instituto Alpes en Chile.

Fue en 2019 que AFP le propuso radicarse en Shangai, China, a partir de abril y ser su corresponsal en el país asiático. Ese año recorrió Wuhan en dos ocasiones antes de que comenzara la pandemia: en septiembre cubriendo un torneo de básquetbol y en octubre uno de tenis. "Es una ciudad muy grande, me demoraba 30 minutos desde donde estaba el torneo hasta el centro viajando por carretera de alta velocidad. Además, se parecía mucho a Shangai en lo turístico y las grandes aglomeraciones que habían", cuenta desde China.

"Ciudad fantasma"

El 23 de enero de este año llegó en tren a Wuhan el mismo día en que cerraron la ciudad. Ahí encontró un panorama muy diferente: "Fue impresionante ver las calles y carreteras vacías. La gente tenía mucho nervio y miedo, parecía una ciudad fantasma", describe.

-¿Cuál de sus fotos le impactó más?
- Uno de los primeros días de llegado, salí a recorrer en la mañana y encontré el cuerpo de un señor mayor de edad tirado en la calle (ver foto principal). Había fallecido. Nadie se le acercaba, la gente alrededor gritaba y otros pasaban de largo. Al rato después llegaron dos tipos vestidos con overoles blancos a hacerse cargo del cuerpo y alejar a la gente. Apenas pude sacar las fotos me devolví corriendo a mi habitación para guardarlas y no perderlas en el caso de que me las pidieran. Esa es una de mis favoritas porque muestra lo que estaba ocurriendo. Algunas personas nos dijieron que no era la primera vez que pasaba eso en el sector.

Segundo viaje

La primera visita de Retamal a Wuhan duró 9 días. Se tuvo que ir en un vuelo que estaba recogiendo ciudadanos franceses en la zona, porque era la única forma de salir en ese momento. A fines de marzo volvió a instalarse en la ciudad donde comenzó la pandemia, pero se encontró un panorama distinto.

"Mi otra foto favorita contrasta con la primera (ver foto secundaria). La tomé a principios de abril cuando pasé por un río de la ciudad y encontré que había dos parejas bailando una especie de vals. Era algo que antes de la pandemia siempre se hacía. Fue bonito ver que la gente estaba tratando de recuperar su espíritu después de tanto sufrimiento. Unas semanas después pasé por el mismo lugar y me encontré con que ya no eran solo dos parejas, sino que había cerca de 100 personas reunidas bailando y practicando coreografías", relata el fotógrafo.

Click para comentar