Escribe y presiona enter

On
las pruebas para entrar a la Escuela de Especialidades de la Fach
Dos años en régimen de internado duran los estudios en la Escuela de Especialidades Sargento 10 Adolfo Menadier Rojas, de la Fuerza Aérea de Chile (Fach). Los alumnos tienen un semestre común y luego eligen alguna de las 18 especialidades que se reparten entre seis escalafones: Defensa Aérea, Tripulante Aéreo, Mantenimiento y Armamento, Comunicación y Electrónica, Apoyo a las Operaciones Aéreas y Administrativo.

La gracia es que de los cerca de 400 estudiantes que ingresan cada año por la entrada del Paradero 32 de Gran Avenida, todos salen con un título técnico de nivel superior y trabajo asegurado en la Fach.

"Salen con el grado de cabo. Algunos se van directamente a sus unidades y otros van a la Academia Politécnica Aeronáutica a perfeccionarse y a ser mecánicos de aeronaves más complejas, como el F-1 6", explica el teniente Matías Quinteros, jefe de promoción y admisión de la Escuela de Especialidades.

"El día en que egresan son contratados por la institución y se les genera su sueldo inmediatamente. Van a seguir recibiendo sueldo hasta que termine su carrera", agrega el teniente (ver tabla).

Además del salario regular existen otros beneficios, como bonificación por zonas. "Por ejemplo, en Iquique se paga 55% de sobresueldo, en Punta Arenas es 75% de su sueldo base, 30% en Antofagasta y Temuco. La única brigada que no tiene zona es Santiago", detalla el uniformado.

Postulaciones abiertas

Las postulaciones se aceptan hasta el 10 de julio en escueladeespecialidades.cl.

Requisitos: ser chileno, no tener hijos, edad mínima 17 años y máxima 24 cumplidos al 1 de enero de 2021, estatura mínima 1,60 m para hombres y 1,56 para mujeres. Además, estar cursando o haber terminado 40 medio y salud compatible.

Para ser aceptado, se deben rendir pruebas escritas y un test psicológico. Normalmente estos exámenes eran presenciales, pero debido a la contingencia este año se harán online desde el 20 de julio.

¿Qué preguntan?

Lenguaje: Comprensión lectora (interpretación de textos, reconocimiento de problema-solución, enumeración, causa-consecuencia), ortografía (acentuación, puntuación, uso de letras S-C-Z-B-J-G).

Matemática: Números enteros y racionales, álgebra (productos notables, factorización), proporcionalidad y porcentaje (problemas), potencias y notación científica, ecuaciones de primer grado.

Inglés: Identificar ideas principales y secundarias de párrafos, gramática (pronombres, verbos, adverbios, preguntas, presente perfecto, voz pasiva).

Para quienes pasen las pruebas, entre fines de agosto y septiembre les corresponderá una entrevista personal y otra sicológica. Si las sortean, en noviembre será el test físico:

2.400 metros contrarreloj : Para medir la capacidad cardiorrespiratoria. Lo ideal es hacerlo en menos de 10 minutos (hombres) y 12 minutos (mujeres).

Abdominales: De espaldas, rodillas flectadas, los pies apoyados por otra persona. Debe levantar el tronco hasta alcanzar un ángulo mayor de 45 grados. Ideal hacer 45 en un minuto (hombres y mujeres).

Extensión de brazos en el suelo: Los hombres apoyan solo manos y dedos de los pies en el suelo. Mujeres apoyan además las rodillas. Se cuenta una ejecución cuando extiende completamente los codos. Ideal 40 en un minuto (hombres) y 20 (mujeres).

Flexibilidad: Sentado en el suelo se apoya los pies en un cajón y debe flexionar el tronco hacia adelante. Para los hombres se debe llegar a 27 cm o más; para las mujeres la meta es 30 cm o más.

Cero peso de arancel

Otra ventaja es que los alumnos son becados por el Estado, por lo que no deben pagar matrícula ni arancel durante sus dos años de preparación. Además, cada uno recibe mensualmente unos $30.000 para sus desembolsos personales.

Sólo hay que pagar $6.000 para inscribirse a la admisión. Además, en la última fase del proceso se piden exámenes médicos que cada postulante debe costear por su cuenta. Según la institución, salen alrededor de $200.000 que se pagan con isapre o Fonasa.

En diciembre salen los resultados de la postulación. Una vez elegido, hay que cancelar 6,6 UF (unos $189.000) como cuota de incorporación, para costear elementos de su vida en la escuela, como una maleta, colchón y maletín.

"Entrarían en enero. Ahora, todo el proceso presenta flexibilidad por la pandemia. Como hay que tener cuarto medio aprobado, no sabemos si el ministerio extiende el año académico. Vamos a ser flexibles y dar alternativas si el postulante se comunica con nosotros", concluye el teniente Quinteros.

Click para comentar