Escribe y presiona enter

On
Neurólogos determinan 3 tipos de insomnio
¿Se da vuelta en la cama, no puede conciliar el sueño y no sabe por qué? El sicólogo estadounidesense Michael J. Breus, en un reciente artículo en el "Pychlology Today", explica que el insomnio de conciliación (a los que les cuesta dormir al empezar la noche), de mantenimiento (con despertares frecuentes con los que luego cuesta volver a dormir) y el precoz (para que aquellos que abren sus ojos antes del despertador) se producen por deficiencia de magnesio en el organismo. "Las personas con bajo contenido de magnesio a menudo experimentan un sueño inquieto, y se despiertan con frecuencia durante la noche. El magnesio desempeña un papel en el apoyo del sueño", asegura el especialista de American Academy of Sleep Medicine. Según Breus, la carencia del mineral ser manifiesta en los diferentes tipos de insomnio: de conciliación, mantenimiento o un despertar precoz.

Pero, ¿leyó que hay un insomonio de conciliación, otro de mantención y un tercero, que es precoz? ¿De qué tratan estos tres tipos de insomnios enunciados por el doctor en sicología estadounidense? Neurólogos detallan, a continuación, lo que significan:

¿Le costó dormir anoche? Insomnio de conciliación. El de conciliación se caracteriza por la dificultad para iniciar el sueño. Es la forma más habitual cuando se debe a ansiedad o se relaciona con trastornos siquiátricos u orgánicos o abuso de sustancias. "Es el problema para conciliar el sueño. La persona se va a acostar y no puede quedarse dormida. Se duerme muy tarde y al día siguiente anda con mucho sueño", precisa el neurólogo Enzo Rivera, académico de la Universidad de Valparaíso. La neuróloga Perla David confirma que este tipo de insomnio "es más recurrente en gente ansiosa".

¿Se despertó varias veces en la noche? Insomnio de mantenimiento. Consiste en que el sueño se interrumpe con frecuencia durante periodos más o menos prolongados. Es muy frecuente en las personas mayores. "Se acuestan y se duermen, pero se despiertan a mitad de la noche", aporta Evelyn Benavides, neuróloga de Clínica Universidad de los Andes. "Al otro día anda con sueño y cansado", agrega Rivera. Puede presentarse por efectos secundarios de algún medicamento o comúnmente se debe al estrés y ansiedad. Al tener un sueño fragmentado aparecen una serie de síntomas como fatiga, somnolencia, dificultad para concentrase, disminución de alerta y desempeño, depresión durante el día y noche, dolor muscular e irritabilidad.

¿Amaneció antes de que el gallo cantara? Insomnio precoz. "Esto es lo que denominados despertar precoz y la gente refiere que lo hace antes que suene el despertador", comenta Benavides. "Los pacientes cuentan que se acuestan a sus horas, no tienen dificultad para mantener un sueño continuo durante la noche, pero se despiertan a las 5 0 6 de la madrugada", aporta Rivera. "Es ese despertar al alba, cuando cantan los pajaritos. Es común en gente depresiva y se produce, como mínimo, dos horas antes de lo habitual", añade David. La jornada para el paciente se hará particularmente dura debido al cansancio y malestar por la falta de sueño.

Nuestro amigo, el magnesio. El doctor en sicología Michael J. Breus le atribuyó, entre otras cosas, responsabilidad a la falta de magnesio en el cuerpo a nuestros problemas con el sueño. "El magnesio es útil para toda la restauración celular. El magnesio aumenta la producción de melatonina", explica David. "El mecanismo exacto no está determinado pero junto con otros iones produce el Adenosin trifosfato (AT P) que da energía a las células y mejora el funcionamiento de las células musculares. Estudios en personas mayores muestran más energía física, además de mejor sueño". David recuerda que "esto debe ir siempre unido a educación como levantarse y acostarse temprano". "En general, es un cofactor que "en pequeñísimas dosis se une a alguna proteínas que hace que funcionemos mejon Cuando tenemos déficit hay una serie de problemas como el insomnio y también se puede caer el pelo", precisa Benavides. Coincide Rivera en que la falta de este mineral sí"se puede manifestar en insomnio, irritabilidad, déficit atencional, memoria". Precisa, que la mayoría de las personas, el magnesio "se mantiene estable en el organismo y lo extraemos de las verduras de hoja verde (clorofila). También de los frutos secos, de la quínoa, harina de maíz, del chocolate con 70% de cacao, todos tienen harto magnesio. Hay problemas en aquellas personas con mala absorción intestinal, por ejemplo".

Funciones del magnesio. "La cantidad de magnesio que necesita el organismo no es mucho. 300 miligramos para la mujer y 400 para el hombre. El magnesio tiene varias funciones: contribuye a la mantención del tono muscular y su carencia causa calambres musculares, contracturas, nerviosismo, irritabilidad porque tiene una función importante en la contracción muscular y en funciones neuro endocrinas. Eso tiene que ver con la transmisión dentro del sistema nervioso central entre las neuronas y con la síntesis de proteínas y ADN en la multiplicación celular. Entonces, para el crecimiento y función de distintos tejidos del organismo es importante mantener los niveles de magnesio", acota Rivera.

Click para comentar