-->

Escribe y presiona enter

Esposa e hijos de Gonzalo Ramírez vivieron asalto en mall de Chicureo

On
Esposa e hijos de Gonzalo Ramírez vivieron asalto en mall de Chicureo

Gonzalo Ramírez dice que nunca olvidará el llamado telefónico que recibió este sábado de Paloma Armijo, su esposa. "Fue espantoso. Ella no podía dejar de llorar, no lograba entenderle. Escuchaba a mis hijos llorando también y un griterío de fondo", dice.

Eran alrededor de las 15 horas. Gonzalo se disponía a dormir luego de una mañana de trabajo en Mega. Ella había partido con sus tres hijos -de 12, 10 y 3 años- al centro comercial Laguna Piedra Roja, en Chicureo, comuna de Colina, que queda cerca de su casa. La idea era que comieran allá.

"Me dice acaba de pasar una banda de asaltantes. Iban con overoles blancos, máscaras y pistolas. Se metieron a robar a una tienda de telefonía. Ven a buscarnos, me tiritan las piernas, no puedo sostenerme ", relata Ramírez.

Cuando el periodista llegó al centro comercial, los encontró refugiados con otro grupo de gente en el estacionamiento subterráneo del supermercado: "Me abrazaron los cuatro llorando. Mi chiquitito estaba muy afectado. Yo creo que nunca más va a querer ver una máscara en su vida".

Ramírez describe que al momento del asalto su señora estaba mirando unos sombreros, justo afuera de la tienda Movistar. "La Paloma quedó frente a frente con uno de los tipos armados. Ella atinó a tomar en brazos al chiquitito y salió corriendo. Las niñitas se asustaron y corrieron en otra dirección. La gente corría y gritaba como en una estampida. Afortunadamente se fueron todos hacia el estacionamiento, donde la Paloma se juntó de nuevo con las niñitas y pudo llamarme. Fue espantoso", cuenta.

Tiros al aire

Como todos los fines de semana, May Blasquez acudió a su lugar de trabajo como vendedora en una tienda de ropa del centro comercial Laguna Piedra Roja. Relata que mientras atendía a dos clientes, una extraña y ruidosa turba de personas llamó su atención, aunque continuó inmersa en su trabajo. Pero una seguidilla de disparos al aire le hizo cambiar rápidamente de actitud.

"Fueron ruidos súper fuertes. Quedé media desorientada y recién ahí pude darme cuenta de Io que realmente estaba pasando. La gente empezó a correr y a esconderse por todos lados. Como la tienda para la que trabajo queda justo al frente del local de Movistar, pude ver cómo un grupo de varias personas disfrazadas con máscaras y overoles blancos y fluorescentes empezaron a forzar la entrada de este local para robar", recuerda.

En total, continúa ella, eran más de diez delincuentes, casi todos disfrazados con máscaras alusivas a Halloween. "Los que alcancé a ver iban disfrazados con caretas de payasos y cuando terminaron de llevarse todo salieron huyendo en dos autos que los estaban esperando fuera: un Mercedes Benz blanco y una camioneta gris Honda", agrega Blasquez, quien alcanzó a grabar y posteriormente a publicar este registro en su cuenta de Instagram.

-¿Cuánto duró el atraco?
-Creo que no fueron más de tres minutos, pero como estos tipos estaban armados con pistolas y apuntaban a todo lo que se movía se sintió como una eternidad. Al final salieron corriendo con cinco sacos llenos de celulares, porque después me enteré de que, además de Movistar, también alcanzaron a entrar a la tienda de WOM.

Una historia similar relata una de las cajeras que trabaja para el restaurante Alemán Experto, reconocido por su carta de sándwiches y hamburguesas.

"Nadie entendía muy bien Io que estaba pasando hasta que escuchamos el ruido de los balazos. Las personas que estaban en la terraza del restaurante empezaron a entrar desesperadas pidiendo auxilio. Fue un caos total porque el robo pasó justo a la hora de almuerzo, que es cuando más gente hay en todo el sector del centro comercial".

-¿Los vio usando máscaras también?
-Sí. Eso fue lo que más nos llamó la atención porque todos los delincuentes estaban usando máscaras de payaso e incluso había unas de momia. Fue terrible.

La versión de Carabineros

"La tarde de este sábado, Carabineros concurrió a un centro comercial de Chicureo, a raíz de un robo con intimidación protagonizado por un grupo de sujetos armados y que afectó a dos tiendas de telefonía móvil. Ellos sustrajeron equipos celulares y se dieron a la fuga", dice el mayor Juan Matus Torres, de la 8a Comisaría de Colina.

Gonzalo Ramírez, que habló con Carabineros en el mismo centro comercial, agrega más datos: "Los tipos salieron arrancando en dirección de la rotonda, se metieron al servicentro Copec y asaltaron el minimarket. Tiraron al suelo a un guardia y lo encañonaron. Andaban muy fuertemente armados, según me contaron los carabineros. Luego siguieron huyendo por avenida Chicureo en dirección a la carretera San Martín, lanzando miguelitos para que no los pudieran seguir. Es horrible. Esto está ocurriendo todos los días y en todo el país".

Click para comentar