-->

Escribe y presiona enter

Emilia Daiber y su marido tomaron unas vacaciones outdoor en Brasil

On
Emilia Daiber y su marido tomaron unas vacaciones outdoor en Brasil

Emilia Daiber figura en las playas de Río de Janeiro tomando sol mientras su marido, Axel Reichhard, practica algún deporte. "Él hace de todo y yo lo miro acostadita", asegura la conductora de "Oye al chef" (CHV), que por estos días está de vacaciones junto a su esposo en una de las ciudades más turísticas de Brasil.

Pero la periodista, que no es fan de la actividad física, también se acopla a los panoramas aventureros de Reichhard. "Él es súper outdoor y yo cero, nada, pero nada", asume la animadora. Sus vacaciones comenzaron el martes y el miércoles la actividad principal fue un trekking en Pedra de Guaratiba, lugar que está a unos 45 minutos de Río de Janeiro. "Fuimos a unas rocas increíbles. La vista era despampanante, maravillosa", dice ella. En este sitio, el registro clásico del paseo es engañoso. Si bien en la foto principal de esta nota pareciera que Reichhard está colgando al borde de un precipicio, abajo hay una tremenda roca como piso.

Para esta excursión, Daiber siguió al pie de la letra los consejos que le dio su pareja, que es ingeniero comercial y trabaja en la fundación Borde Costero. "Siempre me dice que tome agua cada cierto tiempo, que respire por la nariz y vaya botando por la boca, y que controle la bajada con las piernas para cuidar mis rodillas", detalla. Este jueves el matrimonio se reúne con sus mejores amigos y las actividades extremas continúan el sábado con otro trekking y él, además, está considerando tirarse en parapente. "Yo soy un amante de la naturaleza y poder combinar eso con el surf y el ciclismo de montaña es lo que me hace disfrutar a fondo. A la Emi también le gusta la naturaleza, pero tengo que chicotearle los caracoles con el deporte ¿Cómo la motivo? Siempre le digo que después de hacer ejercicio vamos a ir a comer algo rico", detalla Axel. "Ojalá con una cervecita de por medio", agrega Emilia.

Pasado carioca
La periodista relata que su esposo -con quien se casó en febrero de 2018 tras cinco años de relación- vivió alrededor de seis años en Río de Janeiro. El ingeniero comercial se trasladó junto a su familia por el trabajo de su padre como geólogo. Una vez que esa misión finalizó, Reichhard se quedó más tiempo. "Disfruto mucho en Río porque Axel se transforma en un carioca y habla portugués. Y es como otra persona, me cambiaron al marido, jajajá. Este es su lugar de la vida, siente que es su ciudad. Después se tuvo que quedar en Santiago conmigo", bromea Daiber.

Esta expedición también marca el tiempo más largo que ellos han estado separados de su hijo BaltazaL "Me costó más de lo que pensé. Nunca he sido una mamá particularmente aprensiva ni culposa, pero me costó porque en la pandemia estuvimos mucho juntos. Baltazar va a cumplir dos años y está muy pegado a mí, así que se me cayeron mis lagrimitas cuando partimos. Al principio llamé por videollamada y él me decía upa, mamá y lloraba. Luego mi mamá me dijo no hagas videollamadas . Ahora me quedo con las imágenes y los reportes que me mandan desde la casa", comenta Emilia.

-¿Considera que también es importante el disfrute como pareja?
- Es súper importante cuando uno tiene familia, hijos, dedicarle un tiempo y un espacio a la pareja para poder pololear, reencontrarse, reconectarse y eso tiene algo de dulce y agraz. Pero es necesario.

En la vida cotidiana siempre destinan una noche de la semana a cocinar y comer solos. "Cuando tienes un hijo estás con una rutina súper establecida de llegar a la casa, darle comida, regalonearlo, hacerlo dormir. Entonces si uno no busca esos espacios para reencontrarse con la pareja, para dialogar, es fácil que todo se transforme en una rutina más monótona", advierte Daiber.

Sobre los cuidados para estas vacaciones en modo pandemia, el rostro de CHV destaca que "en Brasil no te exigen el examen PCR (para ingresar), pero nosotros quisimos hacerlo igual. Acá están más o menos los mismos cuidados que en Santiago, aunque sin toque de queda. Si tú estás circulando en un bar o en un restaurante, tienes que andar con la mascarilla puesta y sólo te la puedes sacar cuando vas a consumir. El único espacio donde no ves muchas mascarillas es en la playa".

Click para comentar