-->

Escribe y presiona enter

Verónica Bianchi instaló tres estudios de televisión en su departamento

On
Verónica Bianchi
Verónica Bianchi (31) tuvo que transformar su pequeño departamento de Ñuñoa en un gran set de televisión, con sus respectivas subdivisiones.

El estudio 1, como ella lo bautizó, está en el living, desde donde realiza sus despachos para el CDF Noticias, todos los días a las seis de la tarde. Para aprovechar la vista de la cordillera, el segundo set fue ubicado en la terraza, que mide un metro por dos, que utiliza para el segmento de deportes del informativo central de Chilevisión, a partir de las 20.30 horas. Y otro pequeño espacio de la sala de estar fue reservado para los informes más cortos del CDF.

El departamento mide 50 metros cuadrados, más que suficientes para una persona sola y Simón, el perro Schnauzer de la periodista. El inmueble tiene dos dormitorios, uno grande y otro más pequeño, pero ella no contaba con que tendría que adecuarlo para su trabajo en televisión. Al principio, pensó que podría usar el dormitorio, pero no se pudo, porque entraron las cámaras, los focos, las computadoras y toda la parafernalia respectiva. Tuvo que ser en el living, no más.

"Ahí tengo también una mesa, con una tele, una mesa para comer, más o menos grande, porque es para seis personas. También hay un sillón grande. Mi living estaba pensado para ser living, pero me di cuenta que también sirve para la televisión, aunque me quedó un pequeño espacio para mi bicicleta estática, en la cual hago una hora y media de ejercicios, por la tarde noche", dijo.

Bianchi es oriunda de Punta Arenas, pero a los seis años sus padres, Verónica y Gerardo, se establecieron en Buenos Aires, por razones laborales. Estuvo en esa ciudad hasta los 22 años, porque cuando terminó los estudios de periodismo, con mención en deportes, en la Universidad de Palermo, sintió la pulsión de volver al país. "Mi sueño era vivir en Chile. Siempre en Argentina me sentí muy chilena. En mi casa, estábamos muy pendientes de lo que pasaba acá. Y me vine, en una aventura que ha resultado bien, hasta el momento, a pesar de estar sola y de mandar, al comienzo, currículos a todas partes", explicó.
Verónica Bianchi
-¿Ha sido muy incómoda la transformación de su casa?
-El tamaño de mi casa estaba perfecto, pero nunca pensé que iba a tener que armar tres sets de televisión. Entonces me tuve que acomodar y mover todo para instalar la bicicleta, por ejemplo. Me las tuve que arreglar para comer en la cocina. No podía sentarme en a la mesa del living, así que puse una mesa chiquitita en la cocina para comen Mi living quedó inhabilitado para todo, sólo sirve para trabajar, pero me lo tomo con humor, como una experiencia nueva. Nunca me voy a olvidar que por estos días no se podía caminar por el living, pero no queda otra que adaptarse a esta forma de trabajar. Estoy consciente de que mucha gente no tiene la posibilidad del teletrabajo y se arriesga a salir de su casa para poder comer. En mi casa tengo todo a la mano. Sólo debo estar un tiempo con el living inhabilitado, pero me lo tomo con humor.

-Entiendo que dispone de la escenografía todo el tiempo.
-Lo que pasa es que me turno con un compañero. Me toca dos semanas hacer CDF Noticias. Después de eso vienen a buscar todo y luego, al cabo de las siguientes dos semanas, rearman todo de nuevo. Aparte tuve que aprender a peinarme y maquillarme. No sabía.

Click para comentar