-->

Escribe y presiona enter

Usted no necesita ser médico para estudiar epidemiología

On
Usted no necesita ser médico para estudiar epidemiología
La epidemiología es la disciplina científica que tiene como propósito describir y explicar la dinámica de la salud poblacional. Para convertirse en epidemiólogo no se requiere cursar necesariamente los 7 años de Medicina: esta especialidad está abierta a cualquier profesional que tenga ganas de investigar y buscar soluciones a los problemas de salud que aquejan a la sociedad.

Héctor Sánchez, director del Instituto de Salud Pública de la Universidad Andrés Bello, explica que la principal vía para formarse como especialista en este ámbito es mediante programas de posgrado. En Chile la oferta la componen los magísteres en Epidemiología y en Salud Pública con mención en Epidemiología, que duran en promedio dos años y los dictan planteles como la U. de Chile, U. Católica, UDD, UNAB y U. Mayor, entre otras. También la PUC imparte un doctorado en Epidemiología.

En general, dice Sánchez, la mayoría de los alumnos de estos programas son profesionales vinculados al ámbito de salud, como médicos, enfermeras, matronas, kinesiólogos y médicos veterinarios, pero también ha tenido matriculados ingenieros. "Es súper amplio el perfil", reconoce.

Miguel Acevedo, director de la Escuela de Medicina de la Universidad Mayor, confirma que estos posgrados también los cursan profesionales ligados a otras áreas, como sicólogos, sociólogos antropólogos e ingenieros comerciales.

¿Qué hacen?

Los epidemiólogos analizan y estudian las pandemias y epidemias que atacan a las poblaciones. "Cuantifican, miden e investigan los factores condicionantes de ellas. Construyen y analizan información que les permite saber cómo evolucionará una pandemia en particular y cómo poder influir en su evolución para el cuidado de la salud de la población y para que los sistemas de salud puedan reaccionar y enfrentar las demandas. Su vocación es preferentemente la investigación de este tipo de situaciones", describe Sánchez, de la UNAB.

"La epidemiología es la bisagra que enlaza el análisis médico-social y lo lleva a los niveles de gestión para una adecuada toma de decisiones, las que incidirán en las formas de responder a las emergencias y otros estados de necesidad sanitaria", profundiza Acevedo, de la U. Mayor.

¿En qué se diferencia un epidemiólogo de un infectólogo? "La infectología es una especialidad médica que trata al paciente y la enfermedad: la infección. La epidemiología estudia las poblaciones. Identifican por qué se enfermó tal grupo, qué población se enferma o quiénes son los que se enferman más. Con ello pueden recomendar y asesorar a los que toman decisiones de políticas públicas", fundamenta Sánchez.

¿Cuál es su campo laboral? Acevedo explica que el espacio habitual de desempeño del epidemiólogo se encuentra en los sistemas de salud. "Trabajan especialmente en el Ministerio de Salud, en hospitales y servicios de salud. Otro campo es el académico y la investigación universitaria", precisa.

En relación a los salarios, varían según las escalas salariales del sector público, que dependen de sus años de experiencia y de su nivel de formación.

Harta estadística

La kinesióloga María Jesús Hald (28) cursó hace un tiempo un magíster en Salud Pública con mención en Epidemiología en la UNAB y hoy enseña esta disciplina en tres plantes universitarios. "Conocí la epidemiología mientras estudiaba en la universidad. Me llamó la atención que trabajan harto con medicina basada en evidencia, como lo son los datos estadísticos, con los cuales buscan dar una solución a las problemáticas de salud de la población", detalla.

"La epidemiología tiene varios campos de acción y varias aplicaciones. Una de ellas es la descripción estadística de los datos: se mide cuántos se enferman, quiénes son, dónde están. Nosotros recogemos todos estos datos y observamos la información. Nuestro campo es la investigación", revela.

¿Es difícil cursarla? "Sí, porque es aplicado a todas las áreas de la epidemiología. La especialidad tiene bioestadística básica y avanzada. Los datos se obtienen a través de censos, registros vitales, y también por registros de los servicios de salud y por casos notificados del ISP. Los resultados de nuestros análisis se obtienen a través de fórmulas estadísticas, sacadas por manejo computacional, y modelos bioestadísticos: son puros datos matemáticos".

Rol clave

Los epidemiólogos son tan relevantes hoy, dice Héctor Sánchez, director Instituto de Salud Pública de la UNAB, por la información que pueden entregar para el manejo de la crisis. "Han habido análisis muy interesantes de investigadores muy prestigiosos que han permitido tener claridad respecto a cómo se ha venido desarrollando esta epidemia en Chile. Entregan análisis -tasas de letalidad, grupos de riegos, datos de proyección- y asesoran a las autoridades de gobierno para que tomen correctas decisiones", resume.

Click para comentar